Quejarse es una de las estrategias favoritas del ego para reforzarse. Toda queja es una interpretación que la mente inventa y que tú te crees por completo.
El resentimiento es la emoción que acompaña a la queja y al etiquetado de la gente Y QUE AÑADE AÚN MÁS ENERGÍA AL EGO. Con el resentimiento, te sientes AGRAVIADO, OFENDIDO.

En lugar de de disculpar la INCONSCIENCIA de los demás, la CONVIERTES EN TU IDENTIDAD. A veces la "culpa" que percibes en otros, no existe, es un completo malentendido, una proyección de una mente condicionada para ver enemigos.

No reaccionar al ego de los otros es una de las maneras más eficaces de superar el propio ego y de DISOLVER EL EGO COLECTIVO HUMANO. Pero solo puedes estar en un estado de no reacción si eres capaz de recordar que LA CONDUCTA DE ALGUIEN VIENE DEL EGO, expresión de una disfunción colectiva humana, que no es personal.

Otra palabra para la no reacción es "perdón". Perdonar es mirar más allá del ego y ver la cordura que hay en todo ser humano, que es su esencia.

Eckhart Tolle "Un mundo nuevo, ahora"